Corte de La Serena ordenó validar los estudios de alumnos de colegio que no tenía reconocimiento del MINEDUC

El organismo judicial planteó que esta situación se trató de un error excusable, ya que las familias afectadas fueron informados por los sostenedores y directivos del colegio que este contaba con el reconocimiento y autorización oficial paran impartir dichos cursos, lo que no finalmente no resultó efectivo.

La Corte de Apelaciones de La Serena acogió el recurso de protección interpuesto por un grupo de apoderados de estudiantes de los niveles de séptimo, octavo y primero medio que del cuestionado colegio Montahue de La Serena, que entre 2020 y 2022, brindó matrícula a estas familias sin tener ellos el conocimiento de que el establecimiento educacional no contaba con el reconocimiento del Ministerio de Educación.

El órgano judicial ordenó la validación de los certificados de estudios de estos estudiantes, tal como aparecen publicados en el portal web ministerial, según clarificó el fallo. Los magistrados establecieron el actuar ilegal y arbitrario por parte del Mineduc al disponer que los estudiantes debían convalidar los cursos a través de exámenes libres, pese a que en la plataforma del Ministerio aparecían aprobados.

“No puede existir duda alguna en cuanto a que dicha actuación vulnera los derechos fundamentales invocados por la recurrente, a saber el derecho a la integridad psíquica, a la igualdad ante la ley y el derecho a la educación, todos los cuales adquieren una especial relevancia tratándose de niños, niñas y adolescentes cuyo interés superior debe ser protegido preferentemente por el ordenamiento jurídico”, sostuvo el fallo.

Una de las apoderadas afectadas con esta situación, manifestó el pasado mes de Abril que “quedamos sorprendidos cuando nos informaron que el establecimiento no tenía el reconocimiento (…) No sabemos qué hacer con nuestros hijos, no tenemos colegios. Queremos hacer visible esta situación que está pasando. Vemos que posiblemente hay un fraude”.

“Creo que no es justo que los niños den exámenes libres porque hay un certificado de estudios y ver qué pasa, queremos que nos den una solución”, agregó en ese entonces la apoderada que prefirió resguardar su identidad.

En tanto, la resolución de la Corte agregó que “no cabe duda a estos sentenciadores en cuanto al hecho de que los apoderados recurrentes, tanto por la actuación de los sostenedores y personal responsable del establecimiento educacional, como por la de las autoridades competentes del Ministerio de Educación, fueron puestos en una situación de un error común”.

Por último, el magistrado aseguró que hubo una actuación arbitraria del ministerio, ya que “se les exige -a los estudiantes- la rendición de exámenes libres para la aprobación en circunstancia de que ellos ya habían cumplido con ese requisito según su concepto erróneo, pero en base a una justa causa y encontrándose de buena fe”.

Se parte compartiendo