Equipos del Servicio de Salud Regional viajaron para apoyar a afectados por incendios en región de Valparaíso

Psicólogos, trabajadores sociales y personal médico de emergencia, se trasladaron hasta la zona para ir en ayuda de quienes más lo necesitan.

A raíz de los incendios forestales que afectaron a la Región de Valparaíso, Equipos Médicos de Emergencias (EMT) y de Apoyo a la Respuesta en Salud Mental (ARSAM) del Servicio de Salud Coquimbo, se trasladaron hasta el sector afectado para entregar su apoyo y así reforzar el trabajo que realiza día a día el personal local.

Este contingente estuvo compuesto por psicólogos, trabajadores sociales y personal médico de emergencia provenientes de los hospitales de Ovalle, Coquimbo, La Serena y Combarbalá, quienes se enfocaron en dar respuesta y colaborar en el apoyo logístico que se requiriera en el lugar.

“El recibimiento en la zona fue muy bueno, la gente estaba muy agradecida, ya que necesitaban compañeros que dieran ese segundo aire. Llevaban casi una semana desde la contingencia donde ninguna de las personas había parado. Intentaron desde sus propias capacidades dar solución a los afectados y durante todo el proceso fueron muy agradecidos y abiertos a recibir nuestras sugerencias, nuestro acompañamiento, y además confiaron en nuestro trabajo», señaló Constanza Godoy, psicóloga del Hospital de Ovalle y coordinadora del equipo ARSAM que se trasladó en apoyo a la Región de Valparaíso.

«Nos recalcaron una y mil veces que nuestro apoyo fue fundamental para que pudiesen toman un respiro y quizás mirar desde otros ojos lo que estaba ocurriendo, y llegar a otros sectores donde antes no podían, por la cantidad de territorio que se quemó y porque el recurso local no estaba dando abasto, entendiendo que ellos pertenecen a una tercera línea de afectación dentro de esta situación de emergencia”, puntualizó la profesional.

Constanza fue una de las integrantes que el año pasado también acudió a colaborar durante la emergencia por los incendios de Purén, en La Araucanía. En esa oportunidad, explica que la experiencia fue distinta, pues si bien el número de fallecidos y hectáreas quemadas también fue alto, la mayoría eran incendios forestales. “Este año lamentablemente gran parte del incendio tomó zonas pobladas, ciudades con densidad demográfica muy alta, lo cual generó que muchas personas se pudiesen ver afectadas. Si bien es una situación de emergencia donde uno quisiera que no ocurriera con tanta frecuencia en nuestro país, el poder ser parte y sentir que uno suma, aunque sea un pequeño granito de arena a los equipos y a las comunidades, es realmente positivo”, manifestó.

“ESTAMOS CANALIZANDO LA AYUDA PARA QUE SEA EFECTIVAMENTE UN APOYO”

Sebastián Prieto, psiquiatra y jefe del Subdepartamento de Salud Mental del Servicio de Salud Coquimbo, agradeció el gran compromiso de los equipos que se sumaron a apoyar al Servicio de Salud Viña del Mar – Quillota, abarcando el territorio afectado por los incendios y apoyando a quienes han sufrido pérdidas humanas y materiales.

“Sabemos que el interés de nuestros funcionarios por colaborar ha sido enorme, por eso toda la ayuda está siendo canalizada desde nivel central para que sea efectivamente eso, un apoyo y no genere inconveniente a los equipos locales. De todas formas, seguimos atentos al desarrollo de la emergencia, en caso de ser requerido un mayor contingente de personal o insumos clínicos. Agradecemos el gran apoyo de nuestros equipos por sumarse a este contingente e ir en ayuda de las comunas que más lo necesitan en la Región de Valparaíso, reforzando el enorme y destacado trabajo del personal local”, indicó

La Salud Mental de las personas que vieron alterada su vida en esta emergencia fue un aspecto importante que los funcionarios llegaron a apoyar. Para este trabajo, el equipo de Apoyo a la Respuesta en Salud Mental recorrió las comunas recabando información y dando atención, tranquilidad y soporte psicológico. Una labor que se complementó con la de los Equipos Médicos de Emergencias, profesionales y técnicos que el Ministerio de Salud, a través de su Departamento de Gestión del Riesgo en Emergencias y Desastres en Salud (DEGREYD), ha formado y capacitado en los últimos años a lo largo del país, para desarrollar estas tareas en caso de emergencias.

Se parte compartiendo